En las servilletas… de las tabernas

TarbernaEn las mentes de los lugareños más viejos están los nombres de Juanillo Merengue, El Cenachero (capachero), Alfredo El Confitero, Juanillón, Ramón Márquez… Éstos hombres fueron los iniciadores o bien continuadores de una larga tradición marteña carnavalesca que, tiempos atrás, tuviera en nuestro pueblo singular atractivo ciudadano, y más, dado que por los albores del siglo XX había pocas cosas para entretener al personal. Ellos entendieron que la tan torpemente usada cultura popular no es la que al pueblo se le da, sino la que el propio pueblo genera. Ejercieron como poetas de lo popular, cronistas de su tiempo y críticos sagacísimos de la vida local.

En la década de los años cincuenta del pasado siglo -cuando de niño me vestí por primera vez de “máscara”-, sus canciones se escuchaban poco, dado que las “murgas”, por aquel tiempo, estaban prohibidas por el régimen franquista… Más adelante, una vez que la dictadura se iba haciendo más flexible (a partir de los sesenta), poco a poco, las viejas canciones que los murguistas dieron vida, volvieron a escucharse… pero ya sólo en algunas tabernas o en fiestas muy particulares. Yo las aprendí de Paco Montes y de Antonio Garrido (el Pipo), dos compañeros míos de trabajo, allá por los años setenta, en alguna fiesta celebrada en el San Felipe Neri de Martos, donde trabajábamos. Y, como anteriormente os he dicho, eran crónicas sociales de lo que pasaba en el pueblo, con músicas sencillas, pero, algunas, de enorme calidad:

1
Hay en este pueblo
una gran modista
que se ha enamorao
de un gran futbolista.

Ella lo ha tomao
con tanto fervor
que está deseando
que la metan Gol.

2
Los capullos que lucimos
el presente carnaval
a las muchachas les gustan
y no paran de mirar.

Los que “visten de paisano”,
como verguenza les dá,
llevan “el capullo” dentro
y no lo quieren sacar.

3
Se verificó el sorteo,
el día de San Andrés.
Y le tocaron los huevos,
y los huevos le tocaron…
en el mil doscientos tres.
4
Del reparto de las tierras
ha surgido un gran coloquio,
tres mocitas peleaban
repartiéndose a su modo:

-Yo quiero Cazalla, entera
-Y yo, Nicuesa y el Floro
-Y la tercera pedía…
¿Qué pedía?
¡”La Polla” de D. Teodoro!

Cazalla, NIcuesa, el Floro y el cortijo “La Polla” eran y son cuatro fincas de Martos, cuyo dueño, por aquel entonces, era D. Teodoro (el apellido lo omito). Otro día os pondré algunas letras más de estos compositores marteños, de sus murgas, así como también letras de Paco Villén Ortíz, “El Capachero”; que no sólo se inspiraba con el vino, sino que se iba al Parque de Manuel Carrasco a inspirarse. “La historia del arquitecto Extremera” la compuso Paco, un día en el parque, según me dio detalles un amigo de él, que tiene todas sus “historias letradas”. Paco “El Capachero”y su hermano Ramón fueron dos grandes estandartes del carnaval marteño. Ramón, cuando salíamos de Gitanillos de la Peña, de Antiguos Jornaleros… se venía con nosotros vestido de carnaval y animando la fiesta. Era un tío muy alegre y caía muy bien al personal.; por aquel tiempo, ya tenía más de sesenta años y unas ganas de vivir locas, actualmente vive en Asturias. Jóse (el hijo de hijo de Paco) con frecuencia “liga” conmigo en el Larguero y en Los Reales. Conserva los genes que les trasmitió su padre: no hay carnaval que no se vista, y es muy difícil que lo reconozcas. Yo lo tuve este año a mi lado en el Teatro… y como no me hablaba, no me enteré hasta que me llamó la atención… como también llamó la atención en un pub de Fuensanta cuando se ligó ¡al marido de una señora!

Saludos cordiales. Juan Torres.

22 Respuestas a “En las servilletas… de las tabernas”


  1. 1 El antifaz

    Gracias Juan. Para esto imagina que soy una esponja (y los demás también). Estamos dispuestos a absorber todas las letras e historias que seas capaz de compartir con nosotros. Un abrazo virtual… que sea real otro día.
    Y un comentario personal: “Luego dicen que aquí lo que tiene tradición es la semana santa…”.
    Saludos con antifaz.

  2. 2 Juan F. Torres

    Una vez mas queda demostrado: Cuando se junta buena gente con una afición común y ganas de compartir, se genera un espacio para el disfrute y, en este caso estamos encantados de que ese reducto que queda en Martos para hablar y disfrutar con el previo del carnaval sea nuestra web, hoy tambien vuestra web.

    Gracias al Antifaz está aumentando la participación a modo de comentarios sobre los artículos, y ahora, despierta de nuevo la vena articulista de Juan Torres, espero que poco a poco, la página web sea la casa de todos los buenos carnavaleros que tengan a bien enviarnos sus artículos, comentarios o cuantas ideas se les ocurran.

    Gracias Papa por tu memoria carnavalera. Supongo que de este modo es como se mantienen las tradiciones: tu lo cuentas, nosotros nos quedamos con la copla y a esperar un par de años para poder hacer lo mismo con nuestros querubines, que sin lugar a dudas y sin tener mas remedio, serán también carnavaleros. De nuevo gracias.

  3. 3 EL CHUSTICIERO

    espero ver mas articulos tuyos por aqui…..siempre es agradable conocer algo del carnaval antiguo……

  4. 4 Humareda

    Así da gusto que le cuenten a uno historias. No he visto jamás a Don Juan Torres, pero ya tiene todo mi respeto. No dejéis que todas estas historias caigan en el olvido, id recopilándolas para los futuros carnavaleros, para que nunca olviden sus raices y porqué no ¡Los buenos bares!

  5. 5 Manuel S

    Siempre es agradable conocer algo de nuestro antiguo carnaval. Nunca hay que olvidar a los que antes que nosotros hicieron carnaval.

  6. 6 Tres por cuatro

    Aunque resulte un poco extraño, porque el carnaval muchas veces se fraguó en tabernas y eso hace un tiempo era terreno sólo masculino, mi afición por el carnaval me la inculcaron dos mujeres:

    Una mi abuela paterna que mientras yo estudiaba de adolescente, entre ejercicios de matemáticas y apuntes diversos, me cantaba coplillas de carnaval, ¡como me arrepiento ahora de no haberla grabado!… Me contaba que incluso, cuando era ella una niña (nació en el año 1900)el carnaval era peligroso porque tras la máscara muchas veces se saldaban rencillas,…y que a ella sólo la dejaban ir a fiestas privadas, me contaba cómo cosían todas las mujeres en casa para preparar las máscaras, nunca decía disfraces…Por eso me gusta leer cosas como las que cuenta Juan Torres, porque aunque todo evoluciona, siempre hay que mamar de las raíces.

    La otra es mi madre, que me buscaba la emisora de radio para que nos riéramos juntas de las ocurrencias gaditanas,…desde entonces me gusta más el carnaval de la radio, es más directo, esas descripciones de los disfraces te hacen volar más la imaginación, me suena más cercano, más emocionante,…

  7. 7 erkajita

    Es un placer leer la historia del carnaval de Martos de la mano de uno de los que más ha hecho por el carnaval marteño. Juan Torres ha sido un puntal importante en el carnaval de nuestra localidad y despertó en su día el interés de todo un pueblo por las coplas de carnaval. Espero que nos cuente muchas más historias.

  8. 8 El Sargento Pepper

    Que suerte el tener una historia del carnaval en vuestro pueblo con sus respectivos personajes característicos y con sus letrillas d antaño. Sinceramente envidio todo esto para mi pueblo q no llega a dos décadas con agrupaciones y ambiente carnavalero. Tenemos mucho q aprender d vosotros, por eso siempre os recibiremos con los brazos abiertos.

    Un saludo!!

  9. 9 Macc

    No creas la fiesta de carnaval está muy arraigada en nuestro pueblo. Ojalá…
    Tuvo sus momentos algidos en los que el pueblo participaba de la fiesta. En la actualidad tenemos dos buenas comparsas pero no creo que aun tengamos al pueblo volcado, incluso se oyen rumores de que este año se va a dar poco apoyo por parte del ayuntamiento. Ya veremos…

    En Torredonjimeno teneis muchas agrupaciones y afición y no me creo que no tengais historia del carnaval. Pregunta a tus padres y abuelos y ya verás.

  10. 10 El Sargento Pepper

    No sé q decirte. Seguro q carnaval siempre ha existio d una u otra forma pero en plan d agrupaciones con sus letrillas y eso me parece q no. En cuanto a las agrupaciones casi desde siempre han estado 2 pero últimamente parece q la gente se está animando. D todas formas no hay una cultura d carnaval muy buena, t lo puedo asegurar. Yo no puedo aceptar q digan q al pueblo no le gustan las comparsas, eso se dice porque realmente no saben escuchar a una comparsa y si no saben hacer eso es porque no hay cultura d carnaval. En ese punto hay q mejorar mucho.

  11. 11 Manuel S

    Después de escribir el comentario me he dado cuenta del ladrillo que he soltado. Disculpad la parrafada.

    Sargento Pimienta, como dice MACC “Ojalá” y cumpliendo la típica y tópica frase, en Martos cualquier tiempo pasado fue mejor, en cuanto al carnaval se refiere. Cierto es que en estos últimos años se intenta insuflar algo más de vida al carnaval. De hecho hasta hace poco había tres comparsas. Hoy en día nos encontramos dos comparsas en activo con cierta calidad. También se intenta impulsar un concurso que llegó incluso a desaparecer. Se intenta dar vida al carnaval de calle, aunque hay que decir que todavía le queda mucho al ayuntamiento, en cuanto a fomento y patrocinio. Pero aunque se piense que el carnaval está tomando vida, aún es pronto para decir que está completamente recuperado. Yo me acuerdo, y seguro que muchos de los que leerán esto también, que hace veinte años, cuando el autor de este artículo cantaba en nuestro Auditorio Municipal (por entonces no había teatro), éste se quedaba pequeño. Las plazas donde actuaba esa y otras antiguas agrupaciones, se llenaban hasta la bandera. Hoy en día, al Auditorio, un domingo de carnaval, no asiste ni un 10% en comparación con lo de antes. Las agrupaciones cantan para familiares, amigos y los pocos aficionados a las coplas de carnaval, y si encima has tenido la suerte de ganar el primer premio en el concurso, al ser las actuaciones en orden inverso a los premios, cuando canta la comparsa ganadora quedan en el auditorio los familiares y unos pocos amigos, y pare usted de contar.

    De todas formas hay que tener en cuenta que para que el carnaval gane, tanto en la calle como en número de agrupaciones, habría que cambiar ciertas actitudes, como la de algunos “aficionados” que se dedican simplemente a insultar y despreciar el duro trabajo de una agrupación. Seguro que muchas personas, al ver las críticas despiadadas, abandonan la idea de sacar una agrupación por miedo a ser despreciados si la calidad no es la que los “entendidos” del carnaval pretenden imponer. También el carnaval debería recibir más atención por parte de los ayuntamientos y que estos le den la importancia que merece la fiesta de carnaval.

  12. 12 alberto

    Hombre, raices lo q es raices, siempre hay, yo se q mi abuela salía disfrazada con las amigas, pero no me preguntéis x las raices del carnaval de Jaén, q no sabría donde hubicarlas… algunos x desgracia se creen q son el alfa y la omega en esto, pero weno… lucharemos x cambiar ciertas cosas no?

    Humareda… no te digo na eh… jajaja

  13. 13 Andrés Huete Sánchez

    Es cierto eso que decis de que el carnaval de Martos estaba algo mejor por la participación general de los marteños, me acuerdo yo que habia mucha gente que se disfrazaba y asistia a lo del auditorio, tambien de que habia alguna agrupación más de Martos que ahora y tambien que habia juveniles o infantiles (yo salí en una un par de años por ejemplo). Yo pienso, desde mi humilde opinión que se deberían modificar algunas cosas del carnaval de Martos, lo del auditorio hacerlo en otro horario, ya que la gente sale el sabado hasta tarde y no se despierta para ir al auditorio. Además se podrían organizar actos dentro del propio carnaval como se hacen en otros lados, invitar a agrupaciones de otros lugares para que vengan a nuestro carnaval y su concurso, fomentar en la cantera eso de sacar agrupaciones, etc. esto es cosa del ayuntamiento, pero tambien de los grupos que ya estan algo más consolidados y que conocen mejor el tema de sacar una agrupación, de los colegios, de las asociaciones de vecinos y de la gente que ama el carnaval, por lo que estaría bien una especie de Asociación que reuna estos colectivos y sea ella la que trabaje por y para el carnaval. Yo me encuentro fuera de Martos durante este año por lo que no puedo ayudar mucho pero desde Sevilla si se me necesita para algo (por poco que sea o por poco que yo pueda hacer) contad con ello. Por cierto, dejando de lado el pasado en otros foros, y mirando el fomento de esta comparsa y de la otra comparsa marteña, me han dicho que puedo invitaros (que se os invita) para que vengais a Sevilla a cantar, si quereis, a la peña de carnaval de los Caperucitos para unos ensayos generales o para algún día que podais ambas comparsas. la peña paga el bus y cena, por lo que me han comentado. No estaría mal y se pasaría un buen dia de carnaval. si os interesa un poco la idea poedis poneros en contacto conmigo en mi dirección de correo electronico. Yo este año de momento salgo en el coro de carnaval de Sevilla. Solo lo hago con buenas intenciones y sin animo de nada como se me ha dicho en otros foros, solo porque me gusta el carnaval. saludos y espero que vuestros ensayos vayan bien

  14. 14 Humareda

    Hombre, Alberto,cuánto tiempo!!

    Pos estoy de acuerdo con Manuel S., los ayuntamientos deben ayudar, pero no van a venir a tocaros a la puerta a daros el dinero, sino que debéis asociaros, agruparos, y luchar por un carnaval cada vez mejor.

    Los malos aficionados pueden hacer mucho daño, pero también hay que contar con ellos para demostrarles lo que se puede conseguir. Qué mejor que callar unas cuantas bocas con un gran repertorio.

    Antifazz, tas muy callao, damos tu opinión.

    Besos para todos.

  15. 15 juan torres

    En el 1985, el Ayuntamiento de Martos invitó a una serie de asociaciones para que colaborasen en la reanudación de los concursos de agrupaciones carnavalescas que antaño se venían celebrando en nuestro pueblo. El éxito fue redondo dado que Martos fue una plaza importante y contaba con un público que “era como una esponja”: estaba deseoso de volver a escuchar las letras y músicas que habían dejado de sonar durante muchas décadas. Había mucha ilusión y ganas de volver a escuchar “las murgas”. Nosotros, los Gitanillos de la Peña, les cantamos “canciones muy sencillas” que reflejaban los acontecimientos que habían pasado en la ciudad y en el pais durante el pasado año… y el pueblo las acojió con gran cariño y entusiasmo. Ésta fue la clave: un público entregado y unas letras y músicas muy desenfadadas que hicieron las delicias de todos los que estuvieron presentes aquella noche en la Plaza de la Constitución… Lo que vino después fue “coser y cantar”, siempre contamos con un público entregado a la causa.

    Espero que mi hijo Victor me pase las fotos que tenemos de estos años de inicio y entonces os contaré “nuestra pequeña historia” con sus letras y músicas.

    Hoy el carnaval se ha especializado enormemente debido a la retransmisión televisiva que viene haciendo Canal Sur, todos los años. Pero -en mi opinión-, el carnaval, se ha hecho más elitista y mucho más dificil de entender por el público veterano marteño, que estaba acostumbrado a otras formas y que no ha evolucionado. No pasa así en Cádiz, dado que su cultura es mucho más profunda, hecho que pude comprobar in situ: un puente de Los Santos, cuando con mis hijos estuve unos días en la Tacita de Plata para ver los ensayos del Coro Mixto de Adela del Moral: no había rincon gaditano que no “oliera a carnaval”. Recuerdo que visitando la catedral, fuera, se escuchaba el canto de unos niños recordando a “los comboys de péjeta”. Esta ciudad tiene cantera y jamás perderá esta cultura popular, pues es su JOYA DE LA CORONA y… se habla, se vive y se siente en clave de carnaval.
    Saludos. Juan Torres

  16. 16 Macc

    No me gustaría que se desviara mi crítica hacia la ayuda que el ayuntamiento nos pueda prestar. Para que un ayuntamiento nos preste su ayuda, tenemos que conseguir el apoyo del pueblo, y no me refiero solo a los carnavaleros… Yo creo que hay mucha gente que no sabe ni por asomo lo bien que lo hacemos (muchos se han sorprendido cuando nos han oido en los bares) a otros no les interesa porque no le llegamos con las letras y a otros muchos ya no les interesa nada (aparte del botellón).

  17. 17 Manuel S

    Esta vez seré más escueto. Humareda, aquí en Martos, por muchas asociaciones que hagas, el interés del ayuntamiento por el carnaval seguirá siendo el mismo. Las dos comparsas tenemos nuestras asociaciones culturales legalmente establecidas, pero eso prácticamente no sirve para nada.

    En cuanto a los malos aficionados, yo no cuento con ellos para nada. Por mucho que trabajes y demuestres nunca vas a callar bocas, te lo digo por experiencia. Prefiero quedarme con los buenos, que no miran quién forma una agrupación, y saben valorar el trabajo aunque el resultado no sea para “final del Falla”. Estos sólo disfrutan de las coplas de carnaval que es lo único que les interesa.

  18. 18 erkajita

    Historia del carnaval hay en cualquier sitio. Otra cosa es que se conozca, pero para eso están nuestros mayores que seguro nos dan infinidad de datos.

    Puede que en Martos el carnaval ahora no esté todo lo bien que se quisiera, pero hay que reconocer que va despertando cada vez más interés. Quizá, como dice Juan Torres, las agrupaciones de ahora sean más elitistas que las de antaño y eso cree algo de recelo en los que estaban acostumbrados a la sencillez. Aunque muchos son los que cada vez más comprenden ese estilo copia exacta de Cádiz, al escuchar las coplas gaditanas. Todavía las actuales comparsas locales están por descubrir. Como dice Macc muchos se sorprenden de la calidad cuando las escuchan por primera vez. En Cádiz tengo amigos que os han escuchado y han mostrado su sorpresa al ver que fuera de Cádiz se cantan coplas dignas de comparsas gaditanas.

    El elitismo de las agrupaciones marteñas lo veo como una evolución del carnaval en Martos. Seguro que las comparsas de Juan Torres también fueron en su tiempo elitistas y revolucionarias con respecto a lo que antes había y hoy las vemos más sencillas, aunque no dejan de tener su encanto. Lo importante es que la afición no decaiga, aunque para los jóvenes de Martos, el carnaval, en cuanto a agrupaciones se refiere, no tiene mucho interés.

  19. 19 juan torres

    Para Erkajita

    Sigo con cierta frecuencia las intervenciones en este foro, y veo que eres un tio muy ecuánime y muy correcto. Llevas toda la razón en cuanto a “elitismo”: Por aquellos tiempos, en nuestra ciudad, sólo se sabía de murgas. La aparición de nuestra agrupación significó un paso adelante en el carnaval de Martos, dado que marcamos una línea de avance respecto a todo lo que anteriormente se conocía. Hoy en día, las comparsas se mueven, muy especialmente, en torno a la afinación, letras, músicas, vestuario, escenografía, puesta en escena… parámetros, muchos de ellos, que por aquellos tiempos no se tenían en cuenta. Pero sí, en nuestro tiempo fuimos unos avanzados. El progreso en cualquier faceta de la vida es indudable.

    De nuevo, gracias por tus comentarios y un saludo cordial. Juan Torres

  20. 20 erkajita

    Gracias por lo de “ecuánime y correcto”. Hasta ahora nadie me había definido así. Aunque no soy del todo ecuánime, ya que si hay que hablar de comparsas marteñas siempre me decantaré por esta. Desde primera ahora me ha transmitido más.

    Si volvemos la vista atrás y nos situamos en tu primera comparsa, eso fue una revolución. Al igual que en Cádiz con Paco Alba, cuando transformó el sentido de una murga o una chirigota para llamarlo comparsa y que posteriormente Antonio Martín o Enrique Villegas se encargaron de dar más sentimiento a una modalidad que para algunos es la reina del carnaval.

    Hoy en día escuchamos esas agrupaciones y si las miramos con el ojo crítico acostumbrado al elitismo que se vive en la comparsa actual, nos parecen sosas y en algunos casos aburridas, pero esas comparsas tan desprovistas de adornos han dejado coplas en la historia. Y eso pocas comparsas modernas lo han hecho. Y si nos venimos a Martos, ha pasado igual. Hoy en día las comparsas muestran, si cabe, más profesionalidad que las antiguas, pero si en Martos preguntamos por coplas de carnaval, a la gente se le viene a la cabeza las coplas de esos gitanos, jornaleros, romanos, bomberos, etc… Y hay coplas, como “Raíces del ayer”, que han conseguido lo que ninguna otra, por muy elitista y bien cantada que esté; y es el levantar el sentimiento de un pueblo.

  21. 21 juan torres

    Para Erkajita

    La mayoría de las veces al pueblo se le llega cuando le tocas “la fibra sensible”, y ésto ocurre cuando le cantas -en mi caso- a Martos- a nuestra Peña, sus barrios, calles, a sus mujeres.., y, cómo no, a los hechos ocurridos durante el año que ha transcurrido. Ésto cala siempre. Yo acerté con “Raices del Ayer” y con algunas otras canciones entre las que está “Pilar de la Fuente Nueva”. Si la has escuchado alguna vez, quizás sea una de las canciones más bonitas y reivindicativas que hice en el carnaval marteño. Por mi profesión, siempre he sido proclive a cantar y “explicar” las cosas bonitas de nuestro pueblo.

    Como veo que eres muy entendido en estos menesteres, te darás cuenta que, como en su momento le ocurrió a Paco Alba, los dos, componiendo “vamos por libre”… Y guardando las distancias, hicimos ambos cosas que todavía las canta el pueblo.

    De Paco Alba tuve conocimientos a mediados de la década de los 80. Sus “canciones” me emocionaron. Los pasodobles a una barquilla, al mar, a la guitarra (comparándola con el cuerpo de una mujer) fueron magistrales… Y guardo como reliquia, un homenaje que le dieron, en Canal Sur, antiguos componentes de su comparsa. Iban de aquellos irrepetibles “Hombres del Mar”, una comparsa que por los años sesenta sacó Paco.
    Me gustó tanto el tipo que, cuando fuí pregonero del carnaval de Martos, en el año 1996, me vestí de “hombre del mar”.

    Para finalizar hoy, te pongo la letra de un pasodoble que, después de “Comprendo que es de maravilla”, es mi segundo favorito:

    Cuando contemplo mi barca,
    hago mi filosofía,
    y hasta le doy cuerda larga,
    a mi loca fantasía.

    Parece cuando la miro,
    que quiere hablarme de “roa”,
    y me miran los ojillos,
    que tiene junto a la proa.
    Barquilla mía,
    cuéntame tus penas y tus alegrías,
    yo sé que en la arena,
    cuando te ves sola, rompes a llorar.

    Yo sé que la Luna,
    la Luna lunera,
    es la centinela de tu “soleá”
    como la barca de la poesía,
    vas suspirando de noche y de día.
    Barquillita marinera,
    tu no sientas penas,
    si te encuentras sola,
    yo estaré siempre a tu vera.
    ¡Bella compañera! Reina de las olas.
    Si en las noches negra y fría,
    siente por tu quilla, que te cala el miedo.

    Espera que llegue el día,
    no llores paloma mía,
    que vendrá tu marinero.

    Si analizas esta letra, es impensable que una comparsa actual la cante en el Falla, pero ESTA LETRA Y SU MÚSICA ¡YA ES INMORTAL!

    Saludos. Juan Torres

  22. 22 erkajita

    Esa letra es tan digna del Falla como cualquier otra. No hay que olvidar que el Falla es la Catedral de la Copla Carnavalera y como tal tiene que guardar las reliquias de los antiguos copleros. Estoy de acuerdo en que para llegar al pueblo hay que tocar los puntos que más le afectan.

Añade un Comentario